El lugar donde he sido mandado a vivir sin ninguna experiencia previa en el medio de la más huérfana inconstancia. El que me obliga a tomar por sorteo hasta la más inocente de mis decisiones, como la de creer en la más pálida idea...

agosto 09, 2007

La era del labio

"...Quién te nombra sin conocerte
por meras interferencias
pone en evidencia una delación
me evita el problema de plasmarte ..."

En
La Tapa De Los Sesos

4 comentarios:

Jack Celliers dijo...

No esta mal, pero me gusto mucho mas el anterior, sobre la derrota.

La derrota te acerca a vos mismo y te enseña sobre vos mismo. El exito por el contrario te miente, te hace creer que sos lo que no sos y distorsiona totalmente la imagen que tenes de vos mismo.

La diferencia entre exito y fracaso es la conciencia, uno es felizmente inconsciente, la otra todo lo contrario.

daniela dijo...

A mi me gusto mucho, y de paso me di una vuelta por `la tapa...` que hacìa rato me la debìa. Un beso,

Tino Hargén dijo...

Gracias Jack
Algo por el estilo. Yo diría que la derrota te pone en el lugar de tu existencia por defecto, te aplasta contra el piso de tu normalidad rasa, te permite conocer de vos mucho pero también darte cuenta que eso sirve de poco, a nadie le importa cuanto sabés vos de vos. El triunfo es una excepción que deforma todo las visiones, es cierto, pero como vos sos los que los demás creen, el triunfo adquiere un grado de irretutabilidad absoluta, y eso es lo que te enseña cualquier triunfo
por engañoso , falso o pequeño, en la medida que es triunfo es irrefutable. Puede que sea criticable o cuestionable pero al mismo tiempo su dictamne es imposible de desactivar.

Tino Hargén dijo...

Gracias Dani!

un beso

PD: en el comment anterior quise escribir "irrefutabilidad"